18 junio 2005

COMO EVITAR LOS GOLPES DE CALOR

En la calle:
Buscar la sombra al andar por la calle
Evitar salir a la calle al mediodía
Llevar siempre una gorra o sombrero, utilizar ropa ligera, de algodón y no ajustada
Mojar ligeramente la cara y la ropa
Evitar los trayectos en coche durante las horas de más sol
Limitar la actividad física intensa durante las horas de más calor

Dentro de casa:
Cerrar las persianas cuando el sol incida directamente sobre la ventana
Abrir las ventanas durante la noche
Estar en las zonas más frescas de la casa
Refrescar el ambiente con ventiladores y aire acondicionado. En este último caso, siempre y cuando se haga un uso racional del mismo. Hay que tener en cuenta que cada grado que se baje la temperatura supone un incremento de consumo de energía del 7%.
En otros casos se recomendará el traslado a un centro con refrigeración (centros comerciales, cines y espectáculos, etc.) durante las horas de mayor calor del día.


Cuidado personal:
Aumentar la ingestión de líquidos (agua y zumos)
Evitar el consumo de bebidas alcohólicas
Prescindir de las comidas calientes y con muchas calorías (comidas “fuertes”): es preferible la alimentación a base de ensaladas, verduras y fruta frescas
Tomar duchas con frecuencia
Prestar especial atención a la medicación crónica: los tranquilizantes, los diuréticos y otros fármacos pueden inducir a cambios fisiológicos que recomienden un cambio de pauta.